sábado, 8 de marzo de 2014

Nachos con Guacamole…Viva México, cabrones!!



Hola queridos… hoy retransmitimos desde la península de Yucatán , somos así de internacionales…, con guitarras y guitarrones a nuestras espaldas intentando acercar un plato mítico de la cocina mexicana a nuestros fogones... con todo el respeto ya que aunque parece sencillo... tiene su aquel…. 

Volvemos al país que inventó el chicle y que es capaz de destilar una planta del seco desierto y obtener un licor increíble como el tequila…

Mirad que foto !!…. aunque parezca un efecto óptico el color es el que es... y es que ese Mar Caribe no es normal…y la gente maravillosa. En la época de las civilizaciones precolombinas la cosa no era tan así..., eran un poco más bravos y por nada te hacían una escabechina en el medio de un ritual religioso..., pero por la península ibérica tampoco íbamos muy desencaminados .... Creo que os puedo recomendar ver la película Apocalipto en la que no aprenderéis nada de cocina pero sí a conocer un poco más aquellas culturas...

En fin...., que volvería mañana mismo a bañarme en esa playa de Tulum con siglos y siglos de historia a sus espaldas…, entenderéis que intente no estropear todo esto..., me esmeraré en la receta..



Es importantísimo que tengamos en cuenta cuales son los valores espirituales de la cocina mexicana...., su Santísima Trinidad Culinaria está presidida por el maíz... y de ello vamos a tratar intensamente hoy.

Pero mejor seguir el guión porque sino me pierdo…. 

Respecto al aguacate ya hemos roto algunos mitos y leyendas urbanas en este blog... que si engordaba, que era todo colesterol, que no era bueno comerlo más que de vez en cuando….¡¡Anda ya!!…que es un fruto buenísimo… y que vale cuatro perras… y todas las grasas que tiene son poliinsaturadas..., buenas vamos.
Pena que no crezcan el el huerto del convento que si no se lo echábamos hasta al caldo….

Para hacer los Nachos primeramente prepararemos unas tortitas de harina blanca de maíz de la que ya viene precocida (seguro que os suena a todos de verla en el supermercado...) y luego las freiremos para que queden bien tiesas y crujientes.


INGREDIENTES para los NACHOS:
Mezclamos la misma cantidad de harina que de agua  (2 vasos) y echamos una cucharadita rasa de sal..



Agregamos un chorrito de aceite de oliva virgen



Y amasamos "lo que se pueda"...ya que este tipo de harina no tiene el gluten que tiene la de trigo y por ello no se forma una masa bien ligada y compacta..., al hidratarse las particulas de maíz te permiten trabajar y bolear o compactar para el siguiente paso..., pero aviso que para estirarlas bien no es facil si no usamos algo antiadherente entre nuestra mano o el rodillo... y la masa.

Yo he utilizado papel de horno antiadherente impregnado con un casi nada de aceite... Con esos dos trozos de papel que véis en la foto me ha llegado para hacer todas las tortillitas..


Estiramos hasta que quede muy delgado..., de unos 2-3 mm si puede ser...


La hoja de arribase levanta facilmente y también se despega fácilmente del papel inferior ….



Con las mismas y sin perder mucho tiempo se pasa directamente a una sartén precalentada que hemos pincelado con un poco de mantequilla … y dejamos que se tueste para hacer la tortillita que todos conocemos...  3 minutos por una parte… , cuando se tuesta bien por un lado ya se deja voltear facilmente para hacerse otros 3 minutos por el otro ....¿cuánto?... Pues que veamos que quedan doradas, sin quemarse…

O sea que hay que estar allí al lado de la sartén…, bueno entre dos siempre se aligera un poco..


Estas tortillas ya valdrían perfectamente para rellenar con lo que se quiera y hacer Burritos..., así de fácil aprendemos a hacer dos preparaciones mexicanas muy caseras y nos ahorramos una pasta….


Pero una vez que las hayamos hecho todas, las vamos a cortar en triángulos ( primero la tortilla entera por la mitad, luego otra vez a la mitad y una vez más...y nos salen 8 triángulitos ... 8 nachitos al fin y al cabo)


Ponemos un buen aceite a calentar y freimos por los dos lados hasta que queden bien tostaditos..., escurrimos aceite sobrante y pasamos a un plato con papeles de cocina absorbentes por abajo, aunque la verdad es sorprendente la poca cantidad de aceite que cogen... 
No nos vamos a engañar que algo de aceite absorben... y que esto debe ser un plato bastante calórico, pero lo tomamos una vez al mes y listo...el resto de las cenas durante la semana... una ensalada.



El proceso no tiene nada más... sin tanto rollo, solo con las fotos llegaba...

Una vez que tengamos los NACHOS  hechos nos ponemos a hacer el GUACAMOLE que también se puede simplificar bastante..., ingredientes muy conocidos salvo el pimiento Jalapeño que si lo conseguimos en la tienda será perfecto.. lo ideal, pero si no lo podemos sustituir por pimiento verde y rojo nacional ... y hacemos un guacamole practicamente igual.... que hay que ser mexicano para darse cuenta....


INGREDIENTES para el GUACAMOLE: calculando para cuatro bocas de buen diente..

2 aguacates muy maduros y blanditos, tomate sin pepitas ni su jugo, pimientos jalapeños o en su defecto pimientos de aquí…, una cayena picadita y bien repartida,  cebolla dulce picada muy fina, un ramillete de cilantro (se parece al perejil pero el sabor es bastante diferente...., este es uno de los ingredientes clave según los mexicanos por lo que hay que intentar conseguirlo).

Nada más hacerlo parecerá poco.., pasa siempre pero al final no hay vez que no sobre algo..

Lo del picante es opcional…sobre todo si hay niños o bocas muy sensibles…;)



El aguacate cuanto más madurito mejor…que se deshaga al aplastarlo con el tenedor…, tiene que triturarse así a golpe de presión, nada de batidora… os mato!!….Luego se trata de ir mezclando todos los ingredientes y dejar una pasta con todo bien revuelto..

Y si va a quedar un rato el guacamole antes de hincarle el diente, para que no se oxide y coja color feo, le dejáis el hueso en el recipiente… Cuando lo sirváis ya se lo retiráis


Aquí en la foto ya sin el hueso y listo para poner en la mesa con los nachos que hemos freído...


No me digáis que no está para comérselo…. A los niños les volverá locos...


Creo que hay que estar muy saciado de comer o ser alérgico al aguacate...para no aprovechar ese nachito y lo que arrastre con él a la boca.... el efecto visual del guacamole es impresionante...comes con los ojos.


Mirad este video de Sir Paul Mc Cartney jaleando a unas 200.000 personas que habían ido a verle en su concierto en el Zócalo de Ciudad de Mexico al grito de "Viva México, cabrones"…., es como cantar el Asturias Patria Querida en pleno Oviedo... qué jefe!!

Pincha aquí si quieres verlo…… Viva México…, cabrrrones "



Ciao frates..., aunque hoy casi queda mejor aquello de "hasta la próxima, mis cuates..." ... en todo caso que disfrutéis al máximo la vida...Solo se vive una vez!!.... Ándaleeee…


No hay comentarios:

Publicar un comentario